Hace algunos años que Mildred,  empleada de una compañía telefónica con amplios conocimientos de contabilidad y administración, decidió independizarse e iniciar su propia consultoría para compañías pequeñas y medianas. Podría pasar más tiempo fuera de la oficina, sería más independiente en cuanto al manejo de sus horas laborales,  y podría estar presente en el día a día de sus dos hijos adolescentes. Ya no más de esos horarios leoninos de 8 a.m  hasta las seis, siete y hasta ocho de la noche; ya no más esos insoportables tapones en las horas pico.

Trabajar como freelancer o iniciar un negocio que no cargue con los costos de una estructura física es un estilo de vida cada vez más común en la República Dominicana; y más aún cuando nos tomamos de una a dos horas para trasladarnos dentro del polígono central del Distrito Nacional.  Pero lo que podría parecer la panacea a todos nuestros problemas puede convertirse en en nuestro talón de Aquiles.

Para  manejar tu tiempo y sacar provecho minuto a minuto te ofrecemos algunos consejos:

 Aclara tu nueva situación laboral.  De inmediato informe a sus familiares cercanos y amigos que el hecho de que trabajar con un horario flexible  no significa que está de vacaciones.  Explícales que aún con este cambio  debes  cumplir con entregas, objetivos y completar reuniones en un tiempo estimado.

Agenda en mano.  Antes de cerrar la semana intenta  organizar una agenda  que incluya hora de inicio y término de la jornada laboral,  reuniones, espacios de descanso de 15 minutos (uno en la mañana y otro en la tarde),  horario de almuerzo y  tiempo para llamadas laborales.  Anota  al final del día las tareas que logró realizar y las que no, para llevar un control e identificar donde  hay escape de tiempo.

Programa recordatorios  a través de un calendario digital.Si aprovechas las múltiples herramientas que traen  los correos digitales  puedes coordinar toda la semana laboral y programar recordatorios que te lleguen a tu cuenta personal; esto evitará que confundas los tiempos y los compromisos.

Encuentra el espacio adecuado. Cuando trabajas como freelance o inicias tu propio negocio no siempre puedes contar con áreas  donde sentirte a gusto para trabajar, desarrollar tu proyecto y  organizar reuniones. Lugares como Chez Space te facilitan la interacción con tus clientes y proveedores,  al ofrecerte un espacio con todas las comodidades de una oficina moderna dependiendo de tus necesidades.

Evita  responder chats y llamadas que no sean de carácter laboral.  Las redes sociales con sus  múltiples grupos e intereses son una gran tentación para distraernos y relajarnos mientras laboramos. En ocasiones por motivos del mismo trabajo es necesario darles seguimiento y responder algunas preguntas, pero mientras más limites el tiempo dedicado a las redes y a responder  las llamadas telefónicas, más control tendrás  sobre tu  tiempo.  Intenta contestar los mensajes en los 15 minutos programados para tu descanso.