El informe Doing Business 2018: Reforming to Create Jobs (Reformar para crear empleos), elaborado por el Banco Mundial, recoge, como su nombre señala, las mejoras que han implementado las 32 economías de América Latina y el Caribe para propiciar un mejor clima de negocios a las pymes.

El estudio destaca los cambios que implementaron durante el último año los países de la región para favorecer a las pequeñas y medianas empresas; reformas que totalizan 398 en los últimos 15 años.

Pero, ¿cuáles fueron esas reformas? Por ejemplo, El Salvador introdujo cuatro: mejoró la fiabilidad del suministro eléctrico a través de un sistema más eficiente para el manejo de los cortes de energéticos y mantenimiento.

Además, facilitó el pago de impuestos de las empresas con la creación de una plataforma en línea que permite presentar las declaraciones de impuestos y efectuar los pagos. Las reformas restantes se encuadraron en las categorías en el manejo de permisos de construcción y comercio transfronterizo.

Jamaica y República Dominicana implementaron múltiples reformas, tres cada uno. En ambas economías el informe destaca que se redujo el tiempo que se requiere para poner en marcha una empresa y se incrementó la fiabilidad del suministro eléctrico.

Brasil, principal economía de la región, redujo el tiempo que se requiere para presentar los documentos exigidos, tanto al importar como al exportar. En los últimos 15 años, ese país puso en marcha un total de 18 reformas, cifra que supera el promedio regional de 12, de acuerdo al informe.

México, segunda economía de la región, también implementó una reforma, encuadrada en el área de obtención de electricidad, con la que se busca incrementar la fiabilidad del servicio eléctrico. En los últimos 15 años, el país introdujo un total de 26 reformas.

“Las reformas implementadas por las economías de América Latina y el Caribe continúan mejorando el entorno de negocios para favorecer a los emprendedores”, destacó Santiago Croci Downes, gerente de programa de la unidad responsable de Doing Business.

“A medida que se extienda el impacto de estas reformas, probablemente comencemos a ver un sector privado más dinámico, lo que impulsará el crecimiento económico de la región”, afirmó.

Las economías latinoamericanas muestran mejor desempeño en las áreas de obtención electricidad y de crédito. Por ejemplo, nueve de los 32 países se encuentran entre las 20 de mejor desempeño en relación con el acceso al crédito, pues cuentan con registros públicos y organismos de verificación de antecedentes crediticios bien desarrollados.

Asimismo, para lograr la instalación de una conexión eléctrica en la región se requieren, en promedio, 66 días, un plazo más breve que en los países de ingreso alto de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), donde se demora en promedio 79 días.

“No obstante, el costo de conectarse a la red de electricidad sigue siendo significativo en la región, dado que equivale en promedio al 927,4 % del ingreso per cápita, mientras que en las economías de ingreso alto de la OCDE representa el 63%”, critica el informe.

Y agrega: “uno de los principales desafíos de la región es el tiempo que lleva pagar los impuestos. En América Latina y el Caribe se requieren en promedio 332 horas al año, mientras que en las economías de ingreso alto de la OCDE hacen falta en promedio 161 horas al año”.

Las economías de la región han logrado reducir significativamente el tiempo que se necesita para abrir una empresa introduciendo sistemas en línea, simplificando procedimientos y creando ventanillas únicas para el registro de empresas.

En la actualidad, este proceso demora en la región 38 días en promedio, mientras que hace 15 años se requerían 78 días. No obstante, el promedio actual es aun notoriamente superior al mundial, de 20 días.

Ningún país puede desarrollarse plenamente si no es con ayuda del sector privado, creador de empleos y riquezas. Es positivo saber que los países de América Latina y el Caribe están implementando reformas para mejorar el ambiente de negocios a emprendedores y empresas ya instaladas.